La religión católica tiene diez mandamientos, estos son directrices fundamentales e imperativos para las personas que siguen esta religión, estos mandamientos fueron recibidos por Moisés y fue el mismo Dios quien se las dio.

Moises cuando se dirigía con los israelitas a la tierra prometida, escapando del yugo de Egipto, fue llamado por Dios al monte Sinaí, fue en ese monte donde se le entregó los diez mandamientos. Estos mandamientos mantienen su importancia hasta el día de hoy, pues rige la conducta de todas las personas que siguen la iglesia católica (judía y cristiana en general).


Moises recibiendo los mandamientos en el monte Sinaí

 

Los diez mandamientos fueron recibidos muchísimos años antes del nacimiento de Jesus (más de mil años antes), estas directrices de conducta han perdurado hasta el día de hoy y es pieza fundamental de la religión católica, a continuación te explicaré cuales son estos mandamientos y luego haremos un pequeño resumen de lo que significan.

Como toda sociedad necesita de reglas de conducta para que las personas que la integran vivan en paz y armonía, esto también ocurre en la iglesia católica la cual tiene como pieza fundamental, para la regulación de las conductas de los católicos, a los diez mandamientos, estos fueron recibidos por Moises en el monte Sinai, y fueron entregados por Dios, contenido las reglas religiosas y éticas por lo cual son de obligatorio cumplimiento por los católicos (y por el judaísmo y cristianismo en general).

En este artículo no solo explicaremos cuales sino trataremos también de explicarlos.

 

Los diez mandamientos de la iglesia católica son los siguientes:

  1. Amarás a Dios sobre todas las cosas.
  2. No tomarás el nombre del Señor tu Dios en vano.
  3. Santificarás las fiestas.
  4. Honrarás a tu padre y a tu madre.
  5. No matarás.
  6. No cometerás actos impuros.
  7. No robarás.
  8. No darás falso testimonio ni mentirás.
  9. No consentirás pensamientos ni deseos impuros.
  10. No codiciarás los bienes ajenos.

 

 

El significado de los Diez Mandamientos

 

 

Primer Mandamiento

1.- Amarás a Dios sobre todas las cosas:

Debes de amar a Dios por sobre cualquier persona (o incluso cosa), a la vez de amarlo debes también confiar y temerle al mismo tiempo.

 

Segundo Mandamiento

2.- No tomarás el nombre del Señor tu Dios en vano:

No usas en vano el nombre de Dios, muchas veces sin pensarlo la gente usa el nombre de Dios para jurar en vano, mentir incluso maldecir o blasfemar, estas conductas sin impropias de un católico, lo que si estaría aceptado es usar el nombre de Dios para rezar o bien dar las gracias o desear buenos deseos al prójimo.

 

Tercer Mandamiento

3.- Santificarás las fiestas:

Los días que son sagrados y en los que debemos brindar culto y devoción a Dios, además de servir para reflexionar, estos días vienen a ser los Domingos y días festivos católicos, los días festivos católicos serían: La Navidad, Epifanía, Ascensión, Santísimo Cuerpo y Sangre de Cristo, Santa María Madre de Dios, Inmaculada Concepción y Asunción, San José, Santos Apóstoles Pedro y Pablo y, finalmente, Todos los Santos; en estos días nosotros debemos de asistir a Misa y también a reflexionar.

 

Cuarto Mandamiento

4.- Honrarás a tu padre y a tu madre:

Los hijos deben respetar a sus padres (padre y madre), la familia unida donde el hijo honre a sus padres es lo que busca este mandamiento, la familia es muy importante para la iglesia católica.

 

Quinto Mandamiento

5.- No matarás:

No hay mucho que explicar, el matar a otra persona es una conducta prohibida en la religión católica, protegiendo la vida de las personas, esta conducta delictiva esta prohibida para los católicos.

 

Sexto Mandamiento

6.- No cometerás actos impuros:

Los católicos deben comportarse de manera virtuosa y decente, debiendo alejar los malos pensamientos, malos deseos, acudir a eventos inmorales para un católico entre otras cosas.

 

Séptimo Mandamiento

7.- No robarás:

No hay mucho que decir de esto, no es propio de un católico robar ni tomar nada del prójimo sin su permiso; la misión de un católico no es perjudicar al prójimo sino ayudarlo a mejorar, prosperar, protegerlo si es necesario.

 

Octavo Mandamiento

8.- No darás falso testimonio ni mentirás:

Decir la verdad siempre es lo que caracteriza a un católico, la mentira es impropia, este mandamiento no solo busca que los católicos digan la verdad, es requerido también buscarla y defenderla.

 

Noveno Mandamiento

9.- No consentirás pensamientos ni deseos impuros:

Diariamente tenemos muchos pensamientos, muchos de ellos inmorales (por ejemplo el desear a la mujer del prójimo), este mandamiento esta enfocado en los pensamientos, un buen católico debe tratar de no tener estos pensamientos, no consentirlas, el solo pensarlas y no tratar de combatirlas ya es una acción contraria a la religión católica. Este mandamiento tiene enorme carga moral y cobra importancia por el respeto a la mujer o el hombre del prójimo o prójima, recuerda que para la iglesia católica el matrimonio y la familia son instituciones sumamente importantes.

 

Décimo Mandamiento

10.- No codiciarás los bienes ajenos:

La codicia y la envidia no son sentimientos que deben caracterizar a un católico, estos pensamientos son destructivos, y si bien no son acciones concretas como tal, este es el inicio para realizar las mismas, debemos respetar la propiedad del prójimo además no sentir celos o envidia por el éxito que este podría obtener.

 

Te puede interesar:


Si quieres visitar más publicaciones como esta sigue aquí en JuanMosa.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.